Poema 39

De Cuadernos Literarios 2008


Obvio misterio de los escritos adoloridos

que nacen de todas nuestras fuentes

indudables hijos antropófagos

que nos devoran

todas las veces que el lápiz resbala

y nunca nos miramos

deseándolo tanto.

Yo te he encontrado

pero te desajusto la rienda.