Días como éstos

Malhumorada
Malhumorada

Seeeeee… hay veces que hay días increíblemente coordinados, donde te sientes parte del planeta, del universo, en fin; todo te sale chévere, llegas exacto al paradero cuando pasa el micro que debes tomar, casi vacío, tu jefe está en sus cosas y te deja hacer las tuyas, ponen todas tus canciones favoritas en la radio, te encuentras plata, logras terminar ése trámite interminable y encima te dicen que estás reguapa…

Pero hoy, hoy no ha sido un día de éstos. Más bien digamos que es una semana fatídica donde todos los días son de miércoles (y recién estamos lunes), hasta el mero viernes (y ni te ilusiones, porque el fin de semana será peor). Te levantas antes de que el despertador despierte, preocupada por los pendientes y no pegas ojo hasta que decides vestirte, para no encontrar por ningún lado lo que tenías planeado ponerte, descubres que hay lo que realmente se te ha antojado tomar de desayuno (pero que venció el mes pasado); tus ojeras están incontenibles (lo que no impide que el guachimán te lance un piropo: él no está viendo tu cara, precisamente); el hombre que te gusta se dispara en la pata, diciéndote algo realmente estúpido; tu jefe te llama por millonésima vez para preguntarte por qué no entregaste tal o cual informe; tus empleados encuentran un pretexto más (perfectamente válido, encima) para atrasar todo el trabajo de la oficina; te tomas unas fotos para un documento que debes (sí o sí) entregar antes del viernes y en el sales como si estuvieras a punto de llorar (y se supone que sonríes); han hecho de almorzar algo que detestas y aquel trámite interminable debe comenzar again. No sin razón, entonces, se te cae el cabello a mechones y tu humor es de mierda.

Si pudiera haber un amuleto para esos momentos de pesadilla, en los que una siente -literalmente- una nube negra con rayos y truenos que va paseando contigo, mientras el resto vive en armonía con un planeta que no entiendes nunca, pero que a veces, parece que sí.

La ley de Murphy en todo su esplendor. Algo que tendré que explicar en la sgte emisión de El Dedo Ilustrado Online & Uncut... en cuanto me deje el destino.
La ley de Murphy en todo su esplendor. Algo que tendré que explicar en la sgte emisión de El Dedo Ilustrado Online & Uncut... en cuanto me deje el destino.

et, la chanson de la semaine… de lejos…


One Reply to “Días como éstos”

Agregue un comentario